Aires Acondicionados Mitsubishi Electric baratos

¿Por qué el aire acondicionado pierde agua?

¿Por qué el aire acondicionado pierde agua?

Durante su funcionamiento el aire acondicionado condensa agua del aire. Esta se recoge en la bandeja de condensación y se lleva hasta el desagüe del propio aparato. Ese es el funcionamiento idóneo con el que disfrutas de una climatización de máxima calidad.

Ahora bien, en ocasiones pueden producirse pérdidas de agua. ¿Por qué? Deja que como expertos en aparatos de aire acondicionado de Mitsubishi Electric te lo expliquemos.

¿Por qué el aire acondicionado pierde agua?

Comprueba las siguientes circunstancias.

¿El desagüe está obstruido?

El tubo de drenaje es estrecho. Ese espacio es suficiente para evacuar el agua de condensación, pero con el tiempo puede acumularse polvo en su interior y acabar taponándose. El agua no puede arrastrar la suciedad y sale por el frontal del aparato. Tendrás que limpiar el tubo, y normalmente basta con soplar con fuerza en su interior para liberar el tapón.

¿Los filtros están sucios?

En este caso, el frío producido por el aparato no se libera tan rápido como nos gustaría, y el aparato se comporta como un congelador, formándose una placa de hielo. Cuando apagas el aparato, ese hielo se descongela y gotea. Toca limpiar los filtros.

¿Se pierde gas?

El gas es el principal agente refrigerante del aparato. Si se escapa por alguna fisura puede producirse una congelación, como en el caso de los filtros sucios. Esto lleva al goteo del hierro derretido. Habrá que reparar y recargar el aparato.

¿Se ha roto algo?

Si la bandeja de condensación está rota, doblada o agrietada, el agua no se expulsará bien. Aunque es muy raro, esto también podría pasar con el tubo de drenaje. El agua se podría filtrar por las grietas del tubo y salir por donde no debe.

¡Revisa todo!

Estas son las principales causas de pérdida de agua en el aire acondicionado. Observa, comprueba y soluciona. ¿Tienes alguna duda? ¡Acude a los profesionales!

Share this post



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *